Profesor Holland – una de cine y docencia

Estoy viendo esta película y os quiero ir poniendo aquí mis comentarios. Pero primero verla vosotros 😉

– Ainsss esos docentes que llegan porque quieren tener tiempo libre. Si, una de mis motivaciones para empezar en esto era poder organizar mis tardes a mi manera. Por que no me importa pasarme la noche preparando apuntes si por la tarde puedo ir a la piscina y hacer un curso de alemán. Pero eso no quiere decir que trabaje menos de lo que debo.

– El profesor de la película es capaz de darse cuenta de que sus alumnos no están aprovechando el tiempo que pasan en sus clases y buscar la forma de conectar con ellos y enseñarles a amar la música.

– Es capaz de defender su trabajo ante la dirección que sin conocer sus clases intentan decirle lo que tiene que hacer.

– Toma un alumno nuevo y debate con él cual es el instrumento que quiere aprender a toca. No siempre nos paramos a preguntar a los alumnos que quieren sacar en claro de nuestras clases.

– Otro esteriotipo, el profesor/a soltero/a que toma a los alumnos por sus propios hijos. Ningún trabajo debería sustituir tu propia vida personal.

– Un gran regalo para un profe: una brújula

– Me gusta que la película contextualiza la situación de lo que ocurre fuera de las paredes del instituto.

– Y llegan los recortes y la imaginación.

– Pregunta: Si pudiera hacer lo que realmente quiere hacer, ¿qué haría? Si tiene agallas debería hacerlo.

– Y el proceso enseñanza/aprendizaje es apasionante, así que cuidadito con las pasiones mal entendidas.

– Hay que entender que no todos tienen la misma pasión que nosotros por lo que nos apasiona. Pero hay que aprender a compartirlo de una forma equilibrada, dejarles ver que nos gusta sin ser pesados, ni querer obligarlos a que les guste. Saber que podemos compartir y con quién. Equilibrio.

– No sé si es consciente pero su hijo le ha dado las mejores lecciones de su vida y las que le hacen marcar su diferencia como profesor.

– Cuando nace: aprender a querer algo que no es lo que esperabas, pero buscar cómo amarlo.

– Cuando muere Lenon: aprender a compartir pasiones.

– No todos nos despedimos de la docencia así. Mi despedida fue un discusión y mucha rabia. Para salir llorando por la puerta, yo que no tengo lágrimas.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s